CONSEJOS PARA VENDER UN AUTO USADO

Consejos para vender un auto usado

Algunas veces lo más difícil de comprar un auto nuevo o usado es qué hacer con su auto actual. Es más fácil darlo en parte de pago, pero puede ser mas conveniente venderlo uno mismo. A continuación veremos los pros y contras de sus opciones.
El comprar un auto usado casi siempre significa también vender otro, el suyo. Si lo compra en una agencia, vender su auto ahí mismo como parte de la transacción es la estrategia más sencilla; pero ¿es siempre la más inteligente? ¿qué pasa si negocia la venta con un particular sin intermediarios? A continuación le presentamos tres maneras de deshacerse de su auto actual. Al compararlas encontrará la mejor opción para usted.

Ofrezca su vehículo en parte de pago
Es la manera más sencilla de salir adelante. De hecho, los dueños de las agencias y lotes le facilitan el procedimiento ya que les interesa comprar autos usados, mediante la “Diferencia a pagar”. El dejar su auto en una agencia es una transacción que se realiza en un solo día con el mínimo de quejas y molestias. El comprador evalúa las condiciones del auto, su antigüedad, y otros factores para determinar su valor comercial. Una vez que ha limpiado y arreglado el vehículo, necesita determinar cuanto vale. Se recomienda usar el cotiza tu usado, que se encuentra en la página inicial de www.deautos.com, como punto de partida. También chequee los avisos clasificados del sitio, diarios y otras publicaciones que tengan anuncios de venta de autos usados similares al de usted y compare el precio que piden. Al usar diferentes fuentes de referencia seguramente llegará a un precio justo y realista (tome en cuenta que el precio es directamente proporcional al estado del auto, y no debe guiarse totalmente por los anuncios). Puede pedirle más si lo desea o simplemente aceptar el valor que le ofrezca. Al final, la cantidad que el comprador le ofrece se reduce de la cantidad que va a pagar por su nuevo auto.
El valor del auto en la agencia generalmente es menor que la cantidad que podría obtener si usted mismo vendiera su auto a un particular, pero al entregarlo a cuenta se ahorra importantes riesgos. Ahorra tiempo, esfuerzo y futuros dolores de cabeza. Si usted vende por su cuenta se vuelve fácil blanco para el comprador.
Vender su auto en una agencia o lote es cuestión de conveniencia. No tiene que anunciar su vehículo, hacer pruebas de manejo, y no tiene problemas legales si su unidad recién vendido se descompone. Para aquellas personas sin el tiempo, experiencia o el gusto de vender un auto por sí mismas, tiene mucho sentido ofrecerlo a cuenta. Una vez que el mismo está en manos de la agencia o lotero, es responsabilidad de él arreglarlo y revenderlo, difícilmente obtendrá reclamos por descomposturas futuras.
Por supuesto, por dichos esfuerzos y responsabilidades (además de que es su negocio) la agencia le sube el precio al vehículo para venderlo. El incremento en el precio cubre arreglarlo(si éste lo requiere) el carro, costos y ganancia

Venda su vehículo por su cuenta
Vender su auto por su cuenta es la mejor forma de obtener más dinero y quizá sea su única opción si va a comprar el carro de un particular. Tenga conciencia del trabajo que esto implica. Debe preparar el vehículo para venderlo y esto toma tiempo, y dependiendo de las condiciones en que esté quizá también le cueste algo de dinero. Evalúe honestamente las condiciones de su auto y luego decida cuanto quiere gastar en reparaciones menores, recordando siempre la responsabilidad que tiene con la parte que le va a comprar. Asegúrese de dejar todo bien estipulado en un contrato para evitar caer en problemas legales más adelante.
El siguiente paso es poner un anuncio, puede usar los sistemas gratuitos de anuncios clasificados, y esperar los mails o llamadas telefónicas. Ya que la mayoría de los vehículos de particulares se venden por anuncios clasificados y publicaciones de autos usados, empiece poniendo anuncios en ellos, pero esté preparado para hacerle publicidad a su auto en otros lugares. Recuerde calcular los costos que esto implica. Si el vehículo no se vende de inmediato, asegúrese de poder pagar varios anuncios si es necesario.
Una vez puestos los anuncios, recuerde darse su tiempo para contestar llamadas y darles citas a los interesados para que vean el vehículo. Organice bien su tiempo, quizá varios compradores quieran ver el auto al mismo tiempo. En general prepárese para negociar. ¿Cuánto está dispuesto a bajarse de precio? ¿Cómo manejará ofertas competitivas y otros dilemas?
Tenga en cuenta la difícil situación del país y asegúrese de no recibir personas en su domicilio, preferentemente muestre su auto en su trabajo y en un lugar visible por sus compañeros o por el personal de seguridad de su trabajo. Diga a los posibles compradores que no puede sacar el auto del estacionamiento de su trabajo.
Cuando finalmente encuentra un comprador trate de obtener la mayor información de su comprador, teléfono, dirección, trabajo, etc. Y dese el tiempo necesario para verificar estos datos (normalmente los ladrones no dan estos datos).
Realice la operación final en un banco, no lleve el auto a esta cita, una vez realizado el deposito puede llevar al comprador a su oficina para la entrega del auto y documentos.
No acepte cheques, ya que estos documentos son altamente falsificables, es mejor ir al banco y que usted compre el cheque de caja si así lo necesita. Vender su auto por sí mismo toma tiempo, pero si su objetivo es venderlo lo más caro posible, prepárese para algunos sacrificios. Lleve su auto a consignación
Otra forma de deshacerse de su auto usado es llevarlo a vender a consignación. Si a usted no le urge vender su auto y no le es indispensable para transportarse esta opción es la adecuada. Lleve su vehículo a una agencia y ellos se encargarán de venderlo por usted. No obtendrá tanto dinero como si lo vendiera por su cuenta pero tampoco tendrá que emplear tiempo y esfuerzo para venderlo.

Errores comunes al probar (manejar) un auto
A continuación encontrará comentarios de distribuidores, compradores y propietarios de autos que aprendieron su lección en la Escuela de la Vida.

Confiar en la prueba de manejo de su cónyuge o amigo
B075.gif (314 bytes)“Mi marido hizo la prueba de manejo y me dijo que el auto era fabuloso. Confiada acepté su evaluación y lo compramos. Ahora que lo intento usar, descubro que no puedo ver hacia fuera muy bien. Si bien no manejo demasiado, esto me garantiza que ¡no manejaré para nada! Yo también debí haber hecho la prueba de manejo.”

Olvidar probar el asiento y espacio trasero.
B075.gif (314 bytes)“Descubrí como era el asiento de atrás gracias a una mala experiencia. Durante unas vacaciones de semana santa tuve que sentarme en el asiento trasero, mi cuñado manejaba, hasta entonces me di cuenta de la poca altura que había atrás en mi Auto.”

Distraerse con los accesorios mientras maneja.
B075.gif (314 bytes)“Tómese su tiempo para familiarizarse con los controles de los accesorios en el interior del auto antes de salir a la calle. Demasiadas personas se pasan durante la prueba de manejo, tocando el estéreo, aire acondicionado, etc., en vez de concentrarse en cómo funciona el auto”.

Conducir con lentitud un auto deportivo.
B075.gif (314 bytes)“Los conductores que manejan por primera vez un auto deportivo piensan que son pilotos profesionales y se lanzan a una velocidad excesiva o piensan que hay que cuidar el auto deportivo y conducirlo a 20 km/h. Los autos deportivos son para correrlos pero con inteligencia.”

Ignorar un problema pues se repetirá en el futuro
B075.gif (314 bytes)“Si algo malo sucede durante la prueba de manejo, tómelo como señal de que quizá haya un problema inherente con ese modelo en particular. En mi prueba de manejo, el auto muestra presento una falla, sin embargo compré ese modelo. Pocos meses después, mi auto nuevo se descompuso de manera similar.”

¿Cuál es mi mejor opción: un auto nuevo o usado?
Todos quieren un auto nuevo, pero actualmente hay muchas oportunidades de autos usados que no se pueden despreciar.
Su auto actual está viejo y no es confiable y desea algo más seguro y más económico(en consumo de gasolina). O quizá sólo desee un cambio. Cualquiera que sea la razón de todas maneras tiene que decidir entre comprar un auto nuevo o un modelo usado. Ventajas de un auto nuevo
¿Quién no quiere un auto nuevo? Color a su gusto, diseño actual, tecnología de vanguardia, conducir con tranquilidad sin problemas, el “olor a nuevo”; todas estas cosas abren el apetito para ser propietario de un auto nuevo.
Hay más, incluso desde un punto de vista práctico. También está el aspecto psicológico de tener algo que sabe es de usted y que tiene la oportunidad de tenerlo desde el principio, además del “status” ante sus amigos. Su tranquilidad
Ser dueño de un auto desde nuevo es importante si usted es el tipo de personas que prefiere quedarse con el vehículo durante más años que el promedio (la mayoría de los propietarios se quedan con sus vehículos aproximadamente cuatro años, pero más del 20% de los propietarios de autos se quedan con sus vehículos durante 8 años o más). Al comprar un auto nuevo o camioneta usted puede asegurarse de que reciba el cuidado necesario para que siempre esté en buenas condiciones. Al conocer la trayectoria y mantenimiento del vehículo desde nuevo seguramente no recibirá sorpresas desagradables.
También al comprar un auto nuevo tiene más control en la elección. Los compradores de autos usados están limitados a lo que se oferte al momento de la búsqueda, los compradores de autos nuevos pueden pedir a la agencia que les consigan otros modelos e incluso mandar a hacerle ciertas modificaciones al vehículo, accesorios, etc.. independientemente de la elección del color exterior e interior. No tiene que esperar
Comprar un auto nuevo es prácticamente la única manera de obtener un vehículo innovador y popular. Es difícil que un modelo nuevo salga al mercado de autos usados, además usted puede obtener en la agencia su auto en forma inmediata. ¿Comprar un auto usado?
El precio es la principal razón por la cual la mayoría de las personas consideran comprar un auto usado. El IVA y la depreciación (automática cuando se compra un auto nuevo) son factores importantes para pensar en comprar un auto usado, también influyen, nuestros servicios, como la Verificación Técnica y Garantía de Documentación, sin embargo, hay personas que prefieren comprarse un auto nuevo por la garantía y seguridad que esto implica. Obtiene más por menos
Los autos usados le dan la oportunidad de comprar un auto de su elección por menos dinero, o comprar un auto más reciente. La razón es simple: el dueño original ya absorbió la depreciación e IVA. Considerando todos los gastos, puede salirle 20% más barato comprar un auto usado que uno nuevo (hablando de autos similares y ultimo modelo).
Desde el momento en que su vehículo sale de la agencia pierde valor. La pérdida más importante, a veces casi hasta un 20% del precio de compra, ocurre durante el primer año. A partir de entonces la depreciación es menor. La depreciación se acumula año con año por lo tanto la cantidad cambia poco a poco a medida que pasa el tiempo. Sin embargo, la tasa de depreciación no es uniforme, debido a los cambios incontrolables en el mercado automotriz. Como resultado, algunos autos conservan su valor más que otros, pero a menudo por diferentes razones, esta también puede ser una importante razón para que no venda su auto último modelo durante el primer año desde su compra.

Conclusión
Para decidir si comprar un auto nuevo o usado empiece por preguntarse cuales son sus principales intereses al adquirir un vehículo. Si decide comprar un auto usado, elija un auto semi nuevo ya sea de modelo reciente o anterior (menor a 5 años de antigüedad). Cualquiera que sea su elección cómprele a una concesionaria (bien establecida) a menos que conozca bien al vendedor, para poder tener a quién acudir si algo le pasa al vehículo, o si se presenta algún problema legal.

Autor: FUTBOLARGENTINO10

Deja una respuesta